Recupera tu cotización guardada

Ad Widgets

Contenido principal
Cómo pintar una habitación como profesional | Blog de Allstate

Cómo pintar una habitación como un profesional

Pintar una habitación puede parecer una tarea abrumadora, pero no tiene que ser así. Desde consejos de preparación hasta acabados profesionales, aquí están los pasos que te ayudarán a hacer el trabajo apropiadamente. ¿Qué necesitas para pintar una habitación? Lo primero que debes hacer es reunir todos los suministros que… Allstate https://i2.wp.com/blog.allstate.com/wp-content/uploads/2018/06/woman-and-man-painting-wall-with-rollers_thinkstock-cropped.jpg?fit=684%2C548&ssl=1
Mujer joven pintando pared

Pintar una habitación puede parecer una tarea abrumadora, pero no tiene que ser así. Desde consejos de preparación hasta acabados profesionales, aquí están los pasos que te ayudarán a hacer el trabajo apropiadamente.

¿Qué necesitas para pintar una habitación?

Lo primero que debes hacer es reunir todos los suministros que necesitarás y determinar cuánta pintura comprar. Empieza midiendo las superficies que pintarás para calcular el total de pies cuadrados. Para una pared sólida, simplemente multiplica el ancho por la altura para determinar el área total de la superficie. Harás lo mismo con el cielo raso, puerta o bordes, tales como zócalos y molduras. Si los vas a pintar del mismo color que las paredes, agrega esos pies cuadrados al total.

Recibe una cotización rápida y personalizada hoy mismo.

La cantidad de pintura que necesitarás también varía dependiendo de la superficie de las paredes. Un galón de pintura típicamente puede cubrir entre 250 y 400 pies cuadrados, según BobVila.com*. Si la superficie es lisa, un galón puede cubrir hasta 400 pies cuadrados, aunque necesitarás mucho más para cubrir colores oscuros, una pared con textura o una áspera que no se ha sido pintada anteriormente, de acuerdo con BobVila.com. También ten en cuenta que típicamente necesitarás más de una mano de pintura. Sería buena idea comprar un poco más de pintura de la que creas que puedes necesitar, dice BobVila.com. Esto te ayudará a asegurarte de tener suficiente, y cualquier sobrante se puede usar para retoques.

También querrás escoger un brillo de pintura apropiado para la habitación. The The Handyguys* dicen que típicamente querrás usar pintura plana, de color semimate o satinado para paredes. La plana, que es la menos brillante, suele ser usada en espacios más formales mientras que la semimate y satinada, que son más brillantes, típicamente se usan en espacios que tienen mayor tráfico, como baños, cocinas, sótanos o habitaciones de juego. The Handygus dicen que las pinturas con mayor brillo son generalmente más fáciles de limpiar y más resistentes a las manchas, por lo que suelen ser más aptas para habitaciones que se usan con frecuencia. Para molduras y piezas de madera, The Handyguys dicen que usar una pintura con semibrillo puede ayudar a dar un énfasis visual al mismo tiempo que ayuda a resistir golpes y manchas. Una pintura plana suele ser buena para cielos rasos, pues puede ayudar a cubrir irregularidades, dice HGTV*. Usar una pintura plana diseñada específicamente para techos puede ayudar a prevenir amarillamiento conforme pasa el tiempo y reduce salpicaduras cuando estás pintando.

Además de la pintura y base de pintura, necesitarás tener las herramientas correctas para el trabajo, la DIY Network* recomienda que tengas los siguientes artículos a mano:

  • Rodillos para pintura y cobertores: El tipo de rodillo y cubiertas de rodillos que necesitas depende de tu pintura y las superficies que pintarás. También se recomienda considerar una extensión para el rodillo. Pregunta cuál es el correcto para tu situación cuando compres la pintura.
  • Brochas: Como con los rodillos, pregunta qué tamaño y tipo de brochas debes comprar cuando compres las pinturas. (This Old House* recomienda tener al menos una brocha con ángulo de 2.5 pulgadas para los bordes. )
  • Trapos: Los necesitarás para limpiar tus brochas.
  • Papel de lija: Lo usarás para preparar las paredes para pintar.
  • Trazos de tela: Cubre muebles y piso con trazos de tela para ayudar a protegerlos contra polvo y pintura.
  • Cinta de pintor: Coloca cinta en ventanas, maderas y cualquier otro elemento para ayudar a protegerlo de la pintura.
  • Raspador de pintura: Esto te ayudará a quitar la pintura vieja.
  • Bandeja de pintura: Aquí es donde echarás la pintura para volver a remojar tus rodillos y brochas.
  • Esponja: Utiliza una esponja húmeda para quitar el polvo de tus paredes antes de pintar.

¿Cómo preparar una habitación para pintar?

Una vez tengas todos los suplementos, es momento de preparar la habitación. Better Homes and Gardens* recomienda que hagas lo siguiente al prepararte para pintar:

  1. Retira toda pieza artística, colgantes, cortinas e interruptores.
  2. Examina si hay cualquier rayón, agujero o abolladura en las paredes. Rellena los agujeros con pasta de engomado y alisa la superficie usando papel de lija.
  3. Quita el polvo y suciedad de las paredes con una esponja húmeda, recomienda DYI Network. The Handyguys dicen que el agua tibia y el limpiador de fosfato trisódico, o TSP, funcionan bien limpiando paredes y maderas – incluyendo remover la grasa de la cocina. (Better Homes and Gardens indica que debes usar anteojos, guantes y mangas largas cuando utilizas TSP).
  4. Coloca cinta para pintor en marcos de puertas, marcos de ventanas, molduras y cualquier otro detalle en la habitación.
  5. Cubre tus pisos y muebles con trazos de tela para recoger cualquier derrame o goteos.

¿Cómo pintar una habitación?

Cuando la habitación esté lista, es momento de empezar a pintar. This Old House te recomienda tomar los siguientes pasos*:

1. Utiliza pintura base si es necesario

Echar una primera mano ayuda a crear una base suave sobre la que se aplica pintura a paredes y cielos rasos. Si arreglaste algún agujero, o si vas a pintar paredes nuevas, necesitarás aplicar una base. Puedes necesitar aplicar una base si estás cambiando de un color oscuro a uno claro o de claro a oscuro.

  • Si estás aplicando una base sobre una pared anteriormente pintada, puedes necesitar matizarla de gris o un color similar al color de la pintura que aplicarás, recomienda Popular Mechanics*. Esto puede ayudarte a evitar aplicar múltiples capas de pintura.
  • Utiliza una brocha con ángulo para aplicar la base en los bordes de las paredes, según BobVila.com, y a continuación utiliza un rodillo para aplicar una sola capa al resto de la pared.
  • Después de aplicar la base, deja que seque adecuadamente antes de seguir con los siguientes pasos. Sigue las recomendaciones del fabricante acerca del tiempo para dejarlo secar, dice MarthaStewart.com*.

2. Pintando el cielo raso

  • Como regla general, querrás trabajar de arriba hacia abajo mientras pintas.
  • Usa un rodillo para pintar el techo. Espera hasta que la primera mano se seque para dar la segunda, de ser necesario.
  • Termina de pintar el techo completamente, asegurándote de que la pintura esté seca, antes de pasar a las paredes.

3. Delimita los bordes y esquinas

  • Moja de pintura un tercio de una brocha de 2.5 pulgadas y quita el exceso con el borde de la cubeta.
  • Pinta una franja de 2 a 3 pulgadas de grosor en todos los bordes y junto a los cielos y molduras. Esta franja servirá como un área de seguridad para evitar que el rodillo toque otras áreas.
  • Mantén un “borde húmedo” pintando lo suficiente para que puedas usar fácilmente un rodillo para camuflar la transición con el resto de la pared, según The Handyguys. Esto puede ayudarte a minimizar los brochazos en el acabado final.

4. Usa un rodillo en las paredes.

  • Después de haber trazado las esquinas con una brocha pequeña, puedes rellenar el resto con un rodillo.
  • Llena la bandeja con suficiente pintura para llegar a la rejilla.
  • Sumerge el rodillo en la bandeja y cúbrelo completamente con pintura. Luego dale vuelta sobre la rejilla de la bandeja para asegurarte que la pintura esté distribuida uniformemente y el excedente de pintura sea removido.
  • Usa el rodillo para pintar una W o una M sobre la pared. Una vez hayas distribuido la mayor parte de la pintura del rodillo sobre la pared, usa brochazos verticales para esparcir la pintura uniformemente.
  • Repite este movimiento vertical hasta que la pared esté cubierta. Regresa sobre las porciones de los bordes delimitados para camuflar cualquier marca visible de brochazos.
  • Si necesitas tomar un descanso, The Handyguys recomienda detenerte en una esquina. Esto puede ayudar a evitar una línea y borde de pintura en el medio de una pared que sea visible cuando la pared esté seca.

5. Pintar las molduras

  • Espera a que las paredes estén secas, luego cuidadosamente quita la cinta adhesiva de la moldura, recomienda el DIY Network.
  • This Old House sugiere usar una brocha ancha de borde recto para pintar las molduras.
  • Usa una brocha pequeña con borde angulado (1- a 2- pulgadas) para terminar de pintar con cuidado una línea recta a lo largo del borde.
  • Una vez que la moldura esté seca, habrás pintado con éxito la habitación.

Con los accesorios correctos, un poco de preparación y una estrategia de pintar paso-a-paso, puedes lograr que tu proyecto sea exitoso.