Recupera tu cotización guardada

Ad Widgets

Contenido principal
Qué hacer cuando tus frenos fallan | Blog de Allstate

¿Qué hacer si tus frenos fallan?

Que tus frenos fallen mientras estás conduciendo puede ser una experiencia aterradora. Si bien esperas que nunca te pase, prepárate para una situación como ésta familiarizándote con algunos consejos para ayudar a detenerte con la mayor precaución posible. No tengas pánico Una cabeza fría puede ser tu mejor aliada cuando estás… Allstate https://i1.wp.com/blog.allstate.com/wp-content/uploads/2014/05/Brake-Pedals-cropped_iStock.png?fit=1238%2C662&ssl=1
¿Qué hacer si tus frenos fallan?

Que tus frenos fallen mientras estás conduciendo puede ser una experiencia aterradora. Si bien esperas que nunca te pase, prepárate para una situación como ésta familiarizándote con algunos consejos para ayudar a detenerte con la mayor precaución posible.

No tengas pánico

Una cabeza fría puede ser tu mejor aliada cuando estás al volante, especialmente cuando las cosas salen mal. Si tus frenos fallan, generalmente es mejor mantener la calma e intentar sacar tu auto de la carretera.

Vuelve a probar los frenos

A menos que estés manejando un carro clásico, tu vehículo probablemente tiene un sistema de freno de dos circuitos*, el cual controla tus frenos traseros y delanteros independientemente. Como resultado, ambas partes del sistema tendrían que fallar para que tu auto pierda totalmente su poder de frenado. Aun así, si la potencia del sistema de frenado de tu carro se reduce a la mitad, eso puede ser suficiente para hacerte sentir que estás en peligro. Pero, todavía puede haber algo de poder de frenado. Intenta aplicar una presión fuerte y consistente al pedal del freno para ver si puedes frenar el auto.

Toma medidas para reducir tu velocidad

Si tu sistema principal de frenado no está funcionando, tienes la opción de cuidadosamente usar el freno de emergencia, según Tech-Cor Research*. El sistema de freno de emergencia está separado del sistema principal, el de frenos hidráulicos, y puede ayudar a detener el vehículo – aunque probablemente esto tome más tiempo que el pedal de freno tradicional.

Otra forma de detener el auto, según Autoblog*, es mantener tu pie fuera del acelerador y reducir la marcha para que el motor pueda ayudar a detener el auto. Si manejas un auto de transmisión manual, ve cambiando y disminuyendo las velocidades para que el auto comience a detenerse. Si tu transmisión es automática, quitar tu pie del acelerador debería hacer que tu auto baje la marcha hasta reducir la velocidad.

Sin embargo, en autos nuevos con transmisiones automáticas, que también permiten conducirlos manualmente, puede que quieras usar las palancas de cambios, que son palancas en los volantes de los autos que cuentan con esta función, o puedes cambiar tu transmisión a manual y bajar la marcha. Revisa el manual de tu auto para obtener información sobre cómo usar tu vehículo automático en modo manual.

Sal del tráfico

Después de haber bajado la velocidad del auto, es sumamente importante sacar tu auto de la carretera para disminuir la probabilidad de un accidente. Si estás en la autopista o en una carretera mayor, deberás concentrarte en mover tu vehículo de forma segura al carril derecho para poder sacarlo del camino. No te olvides de usar las luces direccionales y de prestar atención al tráfico a tu alrededor. Muévete cuidadosamente al carril más lento y enciende las luces de emergencia cuando llegues allí. Recuerda evitar cualquier peligro posible y de ser necesario, usa las luces de tu carro y tu bocina para alertar a los otros conductores.

Muévete del carril derecho a la orilla (o, idealmente, a algún lugar seguro lejos de la carretera, como un estacionamiento), luego pon el carro en neutro. Usa el freno de emergencia o freno de mano para detener el auto, pero debes estar preparado para soltarlo si el auto empieza a derrapar. Si el freno de emergencia no funciona, deberás buscar otras formas de detenerlo. PBS.org recomienda poner los neumáticos contra el bordillo para disminuir la velocidad o moverte a la orilla de la carretera.

No apagues el auto hasta que te hayas detenido

Si bien parecería que apagar el auto te puede ayudar a detenerlo, es mejor mantener el motor encendido hasta que te hayas detenido por completo, dice Josh Max, reportero automotriz de New York Daily News*. Apagar el carro también apagará la dirección asistida*, la cual hace que sea más difícil girar el carro e incluso podría hacer que el volante se bloquee. Así que deberías detener tu vehículo y sacarlo de la carretera antes de apagarlo.

Pide ayuda

Cuando hayas conseguido sacar tu auto de la carretera, es posible que necesites algo de ayuda. Haz que esto sea obvio levantando la cubierta de tu motor y encender las luces de emergencia. Si tienes triángulos reflectantes de emergencia o señales luminosas, también puedes ponerlas detrás de tu carro para que seas más visible. Intenta mantenerte fuera del tráfico y evita pararte junto a (o detrás de) el carro si puedes. Usa tu teléfono móvil para pedir ayuda en la carretera.

Ten precaución

Incluso si pareciera que los frenos están funcionando bien nuevamente, es posible que quieras hacerlos revisar por un profesional antes de que intentes conducir de nuevo. Haz que remolquen tu vehículo al concesionario o al mecánico para que lo inspeccionen y le realicen las reparaciones necesarias. Recuerda que también puedes prevenir problemas antes de que inicien llevando a revisar tus frenos con regularidad.

Saber qué hacer si tus frenos fallan podría ayudarte a prevenir daños personales y a tu vehículo.

*La información en el enlace está disponible sólo en inglés.

Originalmente publicado el 12 de noviembre de 2015